¿Sabías que… las botas Dr. Martens comenzaron siendo un calzado resistente para operarios y profesionales?

Sabías que | 31/10/2018
¿Sabías que… las botas Dr. Martens comenzaron siendo un calzado resistente para operarios y profesionales?

Son lucidas por las personas más famosas e importantes, sin embargo, sus inicios fueron muy distintos.

Las botas Dr. Martens han resurgido y están plenamente de moda. Todas las celebrities e influencers las llevan acompañando sus mejores looks. Pese a ser un clásico son las botas más actuales. Todos las consideramos como un icono popular sinónimo de transgresión, agitación cultural y revolución social. Movimientos urbanos como los punks, mods, skinheads y los rockeros más duros las convirtieron en un símbolo diferenciador. Pero, ¿sabías que originalmente se fabricaron con el objetivo de ser unas botas de trabajo modestas, resistentes y duraderas?. Y que, a día de hoy, ¿siguen teniendo una línea industrial?

La historia de estas botas comienza durante la Segunda Guerra Mundial, cuando Klaus Märtens, un médico del ejército alemán, quiso reformular las botas de la armada alemana, tras sufrir un accidente de esquí, para que fuesen un calzado más ligero y cómodo. Su idea era incorporar una suela con más amortiguación, utilizando caucho desechado de los aeródromos de la Luftwaffe. Para ello se juntó con su amigo Herbert Funck, y en 1947 empezaron a fabricar este calzado. En 1960, en una pequeña factoría ingles de Northamptonshire, vio la luz el primer par de botas Dr.Martens, de color rojo y con 8 ojales para los cordones. Su precio de salida fueron tan solo dos libras, por lo que se convirtió en un éxito aplastante entre la clase trabajadora de Gran Bretaña. Inicialmente usadas por carteros y obreros de fábrica, poco a poco, se irían convirtiendo en la seña de identidad internacional que todos conocemos hoy.

Suscríbete a la newsletter