Segurmania, buscamos convencer: porque todos queremos volver a casa

Segurmanía | 14/11/2017
Segurmania, buscamos convencer: porque todos queremos volver a casa

Una corriente de gente motivada, comprometida y convencida por la cultura de la prevención.

Un caso reciente: la construcción del Olympic Park de Londres, el complejo deportivo creado para los Juegos Olímpi­cos 2012. En las instalaciones trabajaron más de 46.000 personas duran­te más de 80 millones de horas. Pese a este volumen de empleados y la complejidad del macroproyecto, no hubo que lamentar ningún accidente mortal y ape­nas se produjeron un centenar de accidentes con baja.

¿El secreto? La seguridad y salud laboral se consideró una prio­ridad estratégica integrada en todas las empresas participantes. Todos los trabajadores sintieron que sus organizaciones mantenían un compromiso sincero con los objetivos de salud y seguridad. Creemos que esa es la clave: el convencimiento de todas las personas.

Confebask en colaboración con sus tres organizaciones fundadoras Adegi, Cebek y SEA y con el respaldo de Osalan, crea un espacio actual, sencillo y amable sobre cultura preventiva en Euskadi.  Este nuevo espacio pretende generar una corriente comprometida y entusiasta de las personas por el fomento del cuidado y la protección de la seguridad y la salud laboral.

Otro ejemplo

No hay escrito sobre la cultura preventiva que no haga referencia a esta frase: La cultura preventiva es como el caldo del estofado: la carne y las verduras son los elementos básicos (normas, equipamiento, recursos) pero si el caldo (liderazgo, visibilidad, confianza, apoyo, integridad) está rancio se echará a perder el guiso (programa preventivo)”. Esta ingeniosa comparación aparece en “Building a Better Safety Vehicle: Leadership-Driven Culture Change at General Motors Safety Culture”, publicado en 2005 por Simon St, Frazee PR. Y Segurmanía la hace suya.

Queremos que la prevención de riesgos laborales sea vista no como un simple compendio de normas y requisitos de obligado cumplimiento que a pocos convence. Todo lo contrario. Queremos que la PRL se vea como un concepto sencillo, fácil de aplicar en las empresas y enfocado a las personas.

Hoy por hoy los especialistas ya no debaten sobre la utilidad de la prevención de riesgos laborales. La ciencia ha constatado su utilidad en cada una de sus disciplinas que la forman. El debate actual se centra en determinar cuáles son las formas más eficaces para transmitir y convencer a las personas que conformamos las empresas de la importancia de la cultura y la política de prevención de riesgos laborales. Aquí tenemos camino por recorrer.

Por ello, deseamos mostrar con información breve, actual, sencilla e interesante POR QUÉ es importante la cultura de la prevención de riesgos laborales para las personas y las empresas en Euskadi.

Contaremos cosas de tal forma que nos permita llegar a los trabajadores y trabajadoras, a especialistas y a los empresarios y empresarias. Todo esto en un tono amable y positivo, sin juicios de valor previos.

Hablaremos de riesgos concretos, casos de éxito, consejos que ayuden a cambiar poco a poco conductas y hábitos específicos que afectan a nuestra seguridad en la empresa y en nuestra vida diaria, fáciles de asimilar por todos. No queremos perder el tiempo en conceptos rebuscados, grandilocuentes o excesivamente globales. Pequeños cambios en las conductas individuales y colectivas, propician cambios más profundos en nuestra cultura.

Despejadas todas las dudas, solo hay que aunar esfuerzos para hacer de la cultura preventiva una prioridad. De todos. Porque todos queremos volver a casa.